Consejos para combatir las nauseas matutinas durante el embarazo

El embarazo es un viaje increíble, pero las náuseas matutinas que a menudo vienen con él no lo es tanto….

Olfatea una fragancia fresca

Las náuseas matutinas a menudo están asociadas con el olor. El estrógeno es la hormona responsable del sentido del olfato, y si usted es una persona con alto contenido de hormonas estrógenas, como cuando está embarazada, su nariz será como un radar.

Cuando no pueda abrir una ventana o alejarse, intente olfatear olores frescos. Lleve una botella de extracto de limón o una ramita de romero fresco en su bolso.

 

 

Controle sus náuseas

Su mareo puede parecer ir y venir como le plazca, podría encontrar que sus náuseas matutinas no son tan aleatorias. Si usted se siente con náuseas a la misma hora cada noche, puede ser por los olores de la cocina de sus vecinos. ¿Mareada a las 3 p.m. todos los días? El hábito de un compañero de trabajo que tiene un determinado olor podría ser el culpable.

Una vez que haya identificado los desencadenantes de su problema, puede tomar las medidas apropiadas para evitarlos siempre que sea posible.

 

Manténgase hidratada

Suena como algo obvio, pero tomar ocho vasos de agua al día puede parecer un esfuerzo monumental cuando su estómago no puede retener nada.

A pesar de eso, es esencial que tome líquidos porque mientras más deshidratado esté, más náuseas tendrá. Para mantenerse hidratado, intente diferentes maneras de engañar a su cuerpo para que acepte líquidos: para algunas mujeres, los bocadillos salados como las patatas fritas y los aperitivos “calman sus estómagos y desencadenan su sed”.

 

Encuentre alimentos que funcionen para usted

Incluso si comer es lo último que quieres hacer, necesitas llevar comida a tu estómago, es sólo cuestión de averiguar qué es lo que quieres. “Cada mamá — y cada barriguita con náuseas — es diferente.

Aunque no hay una regla estricta sobre qué alimentos funcionan mejor para todas las futuras mamás enfermas mañaneras, muchas mujeres encuentran que es más fácil retener ciertos tipos de alimentos.